5 de junio de 2008

Inteligencia y Contrainteligencia

Recientemente pude escuchar en Mérida al ex-parlamentario Ramón Guillermo Aveledo en la presentación de su libro "La Cuarta República" (que él prefiere llamar la de los gobiernos civiles). Dijo que lo había escrito pensando en el emergente movimiento estudiantil y por aquello de que nada más frágil en Venezuela que la memoria. Entre otras cosas, quien ejerciera la Secretaría de la Presidencia durante el gobierno de Luis Herrera Campins, recuerda la creación del Ministerio de Estado para el desarrollo de la Inteligencia, a cargo de Luis Alberto Machado. No sin sorna, Aveledo glosa la caricatura de Zapata del 22 de febrero de 1979: "¡Si para ser inteligente hay que hacer una revolución, prefiero quedarme bruto!" Como dicen los viejitos de nuestros campos...¡ah, mundo, quien juera sabío!

Por lo pronto, del blog que comenté ayer http://periodismodepaz.org/ pego el Decreto con rango, valor y fuerza de Ley de Policía Nacional y del Servicio de Policía http://www.scribd.com/doc/3188150/LeyPoliciaNacional y un blog que recoge otros blogs y sitios sobre la temática

2 comentarios:

enigmas PRESS / Gandica dijo...

Bueno entiendo la metáfora que has planteado.

En estos días leyendo un libro español me sorprendió que nombraran a ese Ministerio de la Inteligencia puesto que sus enseñanzas han sido tomadas por Israel, España y par de otros países que no me acuerdo.

Gracias por la deferencia del link. Y espero que sigamos en contacto.

No sabía que había una escuela de comunicación social en Trujillo. Y ahora hay elecciones.

Cordial Saludo a los comunicadores trujillanos, pues.

Raisa Urribarrí dijo...

Vale, en contacto.
La escuela cumplió en abril su primer año, son casi 100 chamos en las (j) aulas.
Saludos y gracias por comentar!